viernes, 29 de julio de 2016

Plegaria y Exhorto de Poyel


PLEGARIA

POYEL: Dios que sostiene el Universo.
El Eterno sostiene todos los que caen y levanta todos los que están encorvados.
POYEL: Quiero que mis labios expresen, Señor,
tan sólo lo que es digno;
quiero que mi verbo descubra a quienes me escuchan
la profundidad de Tu Obra;
quiero que, como en Ti,
todos los que a mi acudan encuentren sostén.
Vivifica, Señor, mi palabra;
haz que con ella pueda abrir
anchas perspectivas;
que con ella pueda iluminar
insondables abismos. Haz que a través de mi se expresen
tus más elevadas virtudes.
Hazme, Señor POYEL,
el constructor, en la Tierra,
de esa ciudad eterna
que Tú has edificado en el cielo.

POYEL exhorta:

Te he dado, peregrino, la facultad
de poder expresarte de manera convincente.
Quiero que estructures en la tierra
mi orden, mi norma,
que pongas el blanco en los espacios reservados al blanco
y el negro en los espacios reservados al negro.
Pondrás la luz donde debe estar la luz
y las tinieblas en el marco reservado para ellas.
Separarás igualmente los sentimientos
de la razón,
de manera que los unos no invadan
el espacio de la otra.
Cuando tu vida termine, peregrino,
todo debe de estar en su sitio,
en perfecto orden,
en perfecta armonía.
Conseguirás todo esto
con el poder mágico de la palabra,
y cuando vuelvas a mí me rendirás cuentas
de las palabras vanas que hayas pronunciado.
Si no puedes estar en sintonía conmigo,
cállate,
búscame en el silencio y,
como Job,
me encontrarás


(Plegarias y Exhortos de los 72 Genios de la Cábala - KABALEB)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada